Descubrí al Dr. Casado hace unos meses por un artículo en El País de Rosa. Un médico de familia que trabaja en un centro de salud en Madrid, que había empezado a utilizar Twitter y otras herramientas de Internet para ampliar la comunicación con sus pacientes.

Recientemente ha participado en un congreso y realizó la siguiente presentación contando como usa las herramientas online. Es cortito y tiene audio, no os lo perdáis:

Me parece un ejemplo precioso de cómo hacer pequeñas cosas y desde abajo proporciona resultados tangibles, prácticos, honestos, eficientes… al tiempo que son pruebas de concepto sin apenas coste que pueden servir para trazar planes más amplíos. Un ejemplo de reality hacking en toda regla.

También me resulta admirable y muy esperanzador que una persona dentro de la administración (de la que siempre nos estamos quejando) tome la iniciativa y de forma personal empiece a hacer aquellas cosas que él piensa que tiene que hacer y que son útiles para las personas a las que sirve.

Esta es la actitud que todos deberíamos tener. En empresas públicas y privadas. Hacer nuestro trabajo lo mejor posible, tomar la iniciativa y dejar de quejarnos de nuestros jefes y de todo lo quejable y de estar quietos y ser pasivos.

Sirva este post como aplauso público al Dr. Casado.

Anota tu empresa – un site para que valores tu empresa

Me he cruzado en Facebook con un anuncio de Anota Tu Empresa, un site para publicar opiniones sobre empresas en las que has trabajado, y que puedan servir para que otras personas elijan su próximo trabajo (relacionado con Servicios personales para gestionar CVs).

Es una idea interesante, pero creo que le hace falta una capa de red social. Sin ella el valor de las opiniones que es muy pequeño (y por tanto, del site entero). Por ejemplo, fijaros en la siguiente opinión:

El salario, es vergonzoso, somos el tercer banco de España y somos de los peor pagados, dan un bonus a final de año, pues a mi compañero haciendo el mismo trabajo se lo dan y a mí no, sabes lo que me dijo el jefe? nada, simplemente me evitó durante unos meses y ya está. Según me contaron tenían que elegir y entra una mujer y un hombre casado (yo también esto casada se lo han dado a él).

Viniendo de un desconocido no otorgo ninguna credibilidad a esta opinión. No pongo en duda lo que dice, pero es una información que no tiene apenas valor para mí por razones obvias.

En cambio, si esta opinión está firmada por alguien que conozco la cosa cambia radicalmente. Conozco las circunstancias de las personas, se con quien ha trabajado previamente, conozco sus manías, conozco a sus amigos… por lo que puedo reconstruir su opinión y entender parte de su complejidad al unir todos estos cachitos.

El escenario ideal es que estas opiniones estén tejidas en mi red social, con sus correspondientes opciones de privacidad (yo solo puedo ver lo que comentan mis amigos, y viceversa: puedo estar tranquilo al hablar porque quienes lo verán son personas cercanas – aunque nunca sabemos quien será cercano mañana :)

Supongo que LinkedIn acabará incorporando algo así tarde o temprano (una vez que todo el mundo se vaya dando cuenta de que el sistema de opiniones sobre personas es bastante chuflas: tu hablas bien de mi y yo hablo bien de ti – cuando vas viendo opiniones cruzadas sobre personas que conoces te vas dando cuenta).

Utilizar Facebook Connect o los amigos de Google para montar este servicio tendría mucho sentido (es de los pocos casos en los que utilizaría a ciegas estos servicios).

Me resultan curiosas las proclamas absolutistas respecto a guerras y triunfos si los nombres de Facebook y Tuenti van en la misma frase.

Creo que hablar de guerra entre estas dos redes sociales no tiene demasiado sentido (por expresarlo de alguna forma comedida y educada…). Juegan en ligas totalmente diferentes y sus públicos son casi las dos caras de una moneda: unos padres, y sus hijos.

Facebook es utilizada por gente con un determinado nivel sociocultural, y que se va extendiendo poco a poco de una forma orgánica (poco a poco comparado con la extensión de Tuenti, claro). Curiosamente aquí ha empezado a despuntar entre profesionales de 25-40 años, cuando en su inicio fue 100% universitaria.

Tuenti ha tenido el crecimiento más explosivo de la historia de un producto web español. Su usuario es un chaval -cualquier chaval- de 15 años cuyos todos sus amigos tienen Tuenti. El gran porcentaje de usuarios de Tuenti usa Tuenti y el Messenger, y ya.

Internet para ellos es Tuenti (otro día tratamos el tema de que, por lo anterior, usan Tuenti como si estuviesen usando el Messenger, y como esto condiciona el contenido generado, la calidad de las interacciones, y el valor publicitario del soporte).

Por el momento Tuenti es el gran chat multimedia en el que los usuarios están todo día y se llevan en el bolsillo (me atrevo a decir que las tarifas planas más usadas en este país, además de lo planes de datos para profesionales, son las que se han hecho personalizadas para Tuenti).

Facebook nos hace gracia porque encontramos a nuestros amigos del colegio… En Tuenti están los amigos del colegio. Veremos que pasa con Tuenti y cómo lo usan cuando salga de él esta generación que se ha formado mediaticamente hablando con la herramienta. Creo que este es un punto fundamental que poca gente tiene en cuenta.

En Tuenti seguirá entrando gente durante mucho tiempo, en Facebook ya falta poco para que estemos todos.

Entonces podremos ver si hay guerra o no, o si simplemente Facebook se queda como un pequeño refugio de unos cuantos cascarrabias… Yo me iré al bar de viejos, eso por descontado. Siempre me han gustado mucho más que los antros modernillos apestados de gente.

Este fin de semana Mágico Mamuso, Blat is Blat, Keko Ponte es la SGAE y yo nos hemos líado la manta a la cabeza y hemos participado en el Rails Rumble: un “concurso” que consiste en desarrollar desde cero una aplicación Rails con un equipo de máximo 4 personas durante 48 horas. Sirva este post como un breve relato de lo sucedido…

Érase una vez…

Hace unas semanas me crucé con la convocatoria del Rails Rumble y pensé que sería una estupenda ocasión para desencallar una idea que había tenido hace tiempo y que primero con Porras, y luego con Mamuso, no terminábamos de materializar. Así que se lo propuse a él y a Blat y aceptaron (¿alguna vez dicen no?).

La idea es simple: un sitio en el que puedas describir a tus amigos, y en el que ellos te describen a tí, para tener descripciones colectivas de personas. Podrás ver qué piensan de tí tus amigos, qué piensan sobre una determinada persona… y en el futuro queremos explotar los datos en plan: “la gente joven en tal sitio es de tal manera”. No es más que un pequeño experimento… En el site tenéis una descripción más completa (de momento solo en inglés, aunque ya vendrá en castellano).

Un día que volvía del trabajo en metro con Keko, mientras se lo estaba contando pensé, anda, pues nos vendría bien un diseñador. De esta forma fue como el equipo de Taguéame entró en la estación de Estrecho sin diseñador y salió en la Tirso de Molina con diseñador.

Hablando con Keko además surgió una idea interesante: para incentivar que la gente use el sistema, si te taguean, tu también tienes que taguear antes de poder ver los tags que te han puesto. Así, si te taguean y no tienes “créditos” tienes que taguear antes de poder ver lo que te han puesto a tí. Un mercado del tagueo donde las descripciones van y vienen.

El viernes pasado, el día antes del comienzo del concurso, nos reunimos en el Muñoz y con el ya clásico arroz a la cubana de los viernes (¿es posible que haya un plato tan básico y tan rico?) hablamos un poco de lo que íbamos a hacer y como repartirnos el trabajo.

Tomamos la KekoCueva como cuartel general y allí nos plantamos el sábado por la mañana, ya casi a mediodía… es decir una vez consumido casi un 25% del tiempo disponible para el concurso. Así de chulos somos :)

Decidimos limitar al máximo lo que queríamos hacer porque no queríamos pegarnos la paliza. Simplemente pasar un buen rato y hacer algo que funcionase bien. Así que nos limitamos desde el principio a 3 pantallas: la página de usuario, donde le podrías taguear; la página de un tag, donde podrías ver quien había utilizado ese tag para esa persona; y la home, donde pusimos los últimos registrados, los últimos tagueos, y un resumen de los tags más utilizados (de propina nos salió una más de las planificadas, la página general de tag).

Manuel y Blat montaron la estructura básica de la aplicación, metiendo los plugins de tagueo y registro y la integración de Geo Planet (no me sé los detalles, yo solo programo en la intimidad, así que no parezca esto un menosprecio de su trabajo, ¡simplemente no lo conozco tan en detalle! :) Yo levanté un Debian en el servidor virtual en el que tenías que montar la aplicación (Linode, totalmente recomendados después de la experiencia que estamos teniendo) e instalé casi todo lo que hacía falta (el deploy lo terminó Blat eso sí). Keko mientras le daba al diseño…

Terminamos el sábado a eso de las 8 con unos cuantos trozos informes de la mini-aplicación. Al día siguiente quedamos a la misma hora. Llegamos una hora tarde… Eso si, en vez de bajar a comer como el día anterior, Keko nos deleitó con su pasta con puerros, con lo que ganamos algo de tiempo. Un poco después de la hora de la siesta (dejaré la incógnita de si la hicimos o no) de pronto la criatura tomó forma: teníamos logo y podías taguear personas.

De 6 a 8 estuvimos tagueando como locos, emocionados con los zapatos nuevos y puliendo detallitos. Y dimos por terminado el invento unas cuantas horas antes del final del plazo. A última hora del día le pusimos el tag en el GitHub e hicimos el último deploy.

Y hoy…

Apenas dos días después hay 170 registrados, 5.000 tags diferentes, y más de 10.000 tagueos. La máquina responde estupendamente, y sombreros nos podemos quitar ante Blat y Mamuso porque todo (que es poco, pero todo) funciona sin fallos, lo que hace super cómodo usar la aplicación. Y mañana, en principio, comienzan las votaciones. Ya os avisaré de dónde se vota… Porque los premios son geniales!!

Y mañana…

Tenemos muchas ideas que queremos ir añadiendo a la aplicación, para que no sea flor de un día. Pero tendremos que esperar a que acabe el concurso porque hasta entonces no podemos tocar nada. Por cierto, que esto de entregar la aplicación y no poder tocarla es una sensación nunca antes vivida y verdaderamente genial (eso porque funciona, claro… :)

¡Todo el mundo a taguear!

Guerrilla Gardening

El otro día Jbeechoo me habló del Guerrilla Gardening:

imagen-30.pngGuerrilla Gardening es jardinería política, una forma de acción directa no violenta. Está relacionada con los derechos del suelo, su reforma y la urbanos abandonados para plantar cultivos o plantas, y creen en re-considerar la propiedad de aquella tierra que esté siendo infrautilizada o utilizada de forma negligente (…)

Activismo verde y constructivo.

Más en la Wikipedia, y en su canal favorito.

Yo creo que me paso del guerrilla marketing al guerrilla gardening :)

Las redes nos abren

Post clasificado en “¿A vosotros también os pasa?”

Resumen: el autor se plantea si el hecho de que la en la web existan buscadores y páginas donde compartir recomendaciones y el poder estar en contacto con gente más diversa y de distintos círculos sociales hace más tolorante y abierta a la gente en el mundo real.

El post: Durante los últimos años he notado que la gente a mi alrededor es culturamente más abierta. No es más que una tésis. No se si es algo que realmente ha ocurrido, si solo es una percepción mía -erronea- o si esto ha sucedido pero no tiene nada que ver con lo que voy a comentar.

Empezando por algo tan básico, inocente ¿e intrascendente? como la variedad de estilos musicales que la gente escucha. Los que antes escuchaban un estilo muy concreto -yo incluido- con el paso del tiempo han ido ampliando el tipo de música del que disfrutan. Hasta llegar a un punto en el que muchos escuchan una cantidad de cosas antes impensable.

Primero porque logisticamente era muchísimo más díficil acceder a tanta música, y segundo porque los gustos evolucionaban menos, probablemente por lo primero, entre otras cosas.

Igual que con la música, puede haber pasado también con los libros, películas, programas de televisión, lugares a los que se viaja o se desea ir, personas y… completad vosotros la lista.

Proceso de apertura personal

Me planteo que este proceso de apertura personal puede ocurrir por varias razones:

a. Proceso estándar de maduración personal. Cada día que pasa amplías tus miras y tus referencias en un proceso que ya no para nunca. La velocidad de los enlaces es la del mundo real: lees en un libro una referencia, vas a la libreria a por la referencia, no está, la pides, y tienes tu nuevo libro 3 semanas después.

b. A medida que creces vas conociendo a más personas. Cada nueva persona te introduce a nuevas miras y nuevas referencias. Y cada persona te da pie a conocer a otras. Pero de nuevo, la velocidad de estas conexiones es la del mundo real: un fin de semana quedas con un amigo que se trae a otro, charlas con él, le vuelves a ver al mes siguiente, y solo después de 5 meses de relación descubrís que los dos sois unos apasionados de XXX, etc.

Poco a poco, a medida que tus referencias van siendo cada vez más diversas, te vas dando cuenta de que el mundo es un sitio complejo y que hay muchos sitios de donde se pueden aprender cosas interesantes…

Antes éramos más “proteccionistas” y tendíamos a aceptar unicamente como válido lo que conocíamos bien, y a despreciar todo lo demas. Ahora, consciente o inconscientemente, tendemos a fijarnos más que antes en lo nuevo y lo diverso.

En Internet

a. El hecho de poder hacer click en un montón de sitios (búsquedas, contenidos relacionados, sugerencias) es un cambio drástico en esa ampliación de referencias primigenia. No se trata solo de que la velocidad de los enlaces aumenta, sino que tenemos una conciencia de que el acceso a cualquier unidad de información es inmediato y universal.

Se puede dar respuesta a cualquier cosa aquí y ahora. En lo que antes tardábamos meses, ahora se pueden tardar días… Si antes tenías una opinión formada de un tema, esta podía ir evolucionando poco a poco, ahora esta evolución puede ser mucho más rápida, y sabemos que puede ser así. Damos menos cosas por sentado.

b. El proceso conocer a nuevas personas puede funcionar de forma acelerada o aceleradísima: listas de correo, chats, redes sociales… es posible que conozcas en mucho menos tiempo muchas personas que amplíen tus miras y tus referencias.

De nuevo, no se trata solo de conocer a muchas personas, sino de que estar expuestos a esta posibilidad cambia nuestra forma de proceder y nos hace más abiertos, porque sabemos que en cualquier momento podemos conocer gente nueva.

Rollo fractal

Y si todas estas nuevas conexiones y enlaces que vamos haciendo a nivel personal son percibidas y aprovechadas por la gente que está cerca nuestro, ya ni te cuento. De ahí la importancia de socializar nuestra actividad personal y/o profesional.

No es oro todo

La velocidad, claro, no siempre es buena. Te permite llegar más rápido, pero si te pasas te puedes estrellar. Y luego están a los que les gusta la velocidad por la velocidad, y apenas disfrutan del camino.

¿Entonces?

¿Os pasa también a vosotros? ¿El hecho de poder compartir, conocer más gente y acceder a más información nos hace más abiertos y tolerantes? ¿Sería interesante potenciar estas posibilidades para aumentar la tolerancia y la apertura?

Ejemplo de estrategia de monetización en redes sociales

netlog.com es una red social generalista con base en Bélgica y presencia en un montón de paises que dice tener más de 30 millones de usuarios registrados. Me he dado de alta para curiosear y me he cruzado con una funcionalidad curiosa: publicar cualquier contenido en tus espacios personales es gratuito, pero si quieres publicar alguno de tus contenidos en la portada general, tendrás que pasar por caja.

La moneda en Netlog son puntos. Los puedes conseguir de tres formas: enviando un SMS premium (con 1 SMS consigues 3 puntos, lo que te sirve para destacar tres elementos en portada), invitando a amigos al sistema (por cada usuario que se registre ganas 30 puntos), o apuntándote a “acciones” (en el caso de usuarios españoles, la acción consiste en apuntarte a Canalmail, con lo que pasarías a formar parte de su BD de usuarios de email marketing).

imagen-6.png

Me parece muy interesante: el usuario tiene flexibilidad para elegir qué quiere hacer, y las tres opciones son lucrativas para Netlog. La web en general me parece que está bastante bien, desde un punto de vista técnico y de experiencia de usuario, tiene lo que se supone que tiene que tener y lo ofrece de forma sencilla y elegante. No entro en el debate de la abundancia de redes sociales generalistas :)

Otro concepto que monetizan es el de Confianza:

imagen-5.png

Ganar esta confianza te cuesta otro SMS premium:

imagen-4.png

Sería interesante conocer cifras para ver si estos micropagos son relevantes. Si son 30 millones de usuarios, supongo que sí lo serán. Por lo demás, parece que el resto de su modelo de ingresos es publicidad (navegando desde España solo he visto Adwords).

Empaquetando fotos y videos

Echo de menos interfaces alternativos a YouTube. No hablo de cambiar el diseño de la home, sino de la forma en la que accedes a todas esas píldoras escondidas. “Escondidas” ya que casi siempre que accedes a una es porque te han pasado un enlace cuando en realidad están allí accesibles por cualquiera.

Están “escondidas” para los desmemoriados y faltos de imaginación como yo que no utilizamos un simple cajetín de búsqueda por falta de ideas.

Esa es la clave (y un problema generacional del que podemos hablar en otro momento). Primero fue el drama de enfrentarse a un papel en blanco, luego la versión postmoderna de enfrentarse a una pantalla en blanco, y ahora la tragedia de enfrentarse a un cajetín de búsqueda vacío.

Por tanto, me gustaría -y como casi todas las cosas que me gustan, ya existirá; que alguien me pase el enlace- una web a la que le indique mi nombre de usuario en distintos servicios online, y que a partir de lo que haya allí me genere una playlist multimedia con fotos, videos, y canciones con la que poder pasar una tarde de domingo.

Y que le indique quienes son mis amigos para que me proponga videos que ellos han visto. Igual que me interesan los enlaces de mis amigos, también me interesarán los videos. Pero no solo que me los propongan, quiero que me los reproduzca uno detrás de otro, que yo estaré sentado en el sofá.

(Me consta que por aqui cerca se está cociendo un del.icio.us para videos; a ver si se puede probar pronto).

El tema es disponer de un mediacenter que se alimente socialmente de contenidos en internet.

mySociety, ejemplo de proyectos activistas online

[Post originalmente publicado en el Blog de Bloggers de El País]

Hace algunas semanas escribía sobre como la tecnología y las redes podían incrementar la participación de las personas en los asuntos públicos. Disponemos de una democracia que es algo estupendo respecto a sistemas políticos pasados pero también es obvio que podemos seguir mejorando: a todos nos sabe a poco el que nuestra única interacción con la democracia se reduzca a un voto cada 4 años.

La tecnología y las redes aceleran la circulación de la información y esto trae consigo la transparencia, un interesante mecanismo de autoregulación para personas y organizaciones (cuando hacemos algo que no deberíamos lo hacemos con la seguridad de que nadie nos va a ver. Si sospechamos que vamos a ser vistos normalmente o no lo hacemos o seguimos buscando algún recodo donde nos se nos vea).

Será estupendo el día en que la actividad de nuestros representantes sea transparente y haya más interacción con nosotros los representados que ese voto colectivo cada cuatro años. Los políticos podrían consultar de forma más cercana y personal sobre las leyes que están gestando y sobre los proyectos que están planeando, y las personas dar su opinión sobre las cosas que les afectan directamente, saber en qué está gastando su tiempo cada político y qué opiniones tiene sobre ciertos temas, para así tener una información más completa a la hora de ir a votar.

Algunas administraciones tienen digitalizada cantidad de información, lo cual es un comienzo. Pero es necesaria hacer digestibles todos esos datos.

La tecnología necesaria para ejercitar esta transparencia ya existe, lo único que falta es la voluntad de alguien para hacerlo tangible. Lo lógico es que sean las propias estructuras administrativas las que creen este servicio público aunque conociendo por encima sus historias de pasión con la tecnología podemos esperar, como se suele decir, sentados.

Eso es lo que debió pensar Tom Steinberg, el fundador de mySociety, un proyecto sin ánimo de lucro que nació en septiembre de 2003 en Inglaterra. mySociety tiene dos fines: crear webs que proporcionen a las personas beneficios simples y tangibles en el aspecto comunitario y cívico de sus vidas; y enseñar al sector público y de voluntariado mediante proyectos reales cómo usar eficientemente Internet para mejorar las vidas de la gente.

Hace unos días que descubrí sus webs y todavía sigo fascinado. Estos son algunos de sus proyectos:

  • HearFromYourMP.com – lanzado el 21/Nov/2005
    Se trata de crear un canal de comunicación entre los representantes y los electores de acuerdo a la distribución geográfica. Que un político lea y responda las preguntas de miles de personas sería complicado; en HearFromYourMP te suscribes a tu representante; cuando haya un número determinado el sistema envía un mail al político: “Hay 25 personas a las que les interesa saber en qué andas”. Las respuestas y el posterior debate quedan registradas online.
  • PledgeBank.com – lanzado el 13/Jun/2005
    Se trata de animar a la gente que quiere hacer algo por su comunidad de forma altruista, de conseguir que no se sientan solos. Permite a la gente hacer promesas: “Haré tal cosa, pero solo si me ayudan a hacerlo 10 personas más”.
  • WriteToThem.com – lanzado el 14/Feb/2005
    Un lugar donde contactar de forma sencilla con tus representantes electos. Introduciendo el código postal te muestra quienes son tus representantes locales, y a quién debes contactar para cada cosa. WriteToThem envío 5.000 mensajes durante su primer mes de funcionamiento.
  • TheyWorkForYou.com – lanzado el 6/Jun/2004
    Una base de datos anotable de lo que se dice en el Parlamento, y fichas donde se da información clara y objetiva de métricas sobre las actividades de los representantes. Mirad la ficha de uno de los representantes, Robert Kay: se puede ver qué voto en los temas clave, qué cuestiones le interesan, sus apariciones recientes en el Parlamento, estadísticas (por ejemplo, a cuantas de las preguntas envíadas a través de WriteToThem.com ha contestado)…

En EEUU hay algún proyecto similar como Smartizen (y seguro que hay muchos más de los que no tengo ni idea).

Hace unos meses charlando con un amigo le decía que estaba convencido de que se podían desarrollar algunas de las ideas que comentaba en aquel post. Hoy, después de ver un proyecto de verdad y funcionando, estoy más seguro de ello.

Habrá que ponerse a buscar financiación.

Si te gustan las buzzwords y tienes pasta, móntate en la política 2.0.

Quién soy

Algunas pistas:

(post en permanente destrucción)

Actualización: en Acerca de.