in web semántica

Jugando con archivos OPML

Uno de los usos que se le está dando al formato OPML es el de compartir los feeds a los que uno está suscrito. Bloglines y otros agregadores te dan la posibilidad de importar y exportar información sobre feeds. Es ideal para mantener una copia de seguridad de tus suscripciones y poder cambiarte de agregador sin necesidad de tener que suscribirte a cada feed. También es útil para, de un vistazo, comprobar a qué feeds está suscrito alguien.

En torno a esta idea, Dave Winer ha creado recientemente feeds.scripting.com: en esta página los usuarios hacen referencia a su archivo OPML de suscripciones. Estás son algunas de las funcionalidades que surgen:

  • Un ranking de los feeds más populares – logicamente, esto irá ganando peso a medida que incremente el número de usuarios que aportan su archivo OPLM. Ya somos bastantes para lo reciente del servicio.
  • Puedes navegar a través de los suscripciones de un usuario (si este comparte sus suscripciones) y comparar en qué suscripciones coincides con él o ella. De esta manera tienes acceso a las fuentes que una persona utiliza.
  • Hay un agregador Top 100, suscripto a los feeds más populares.
  • Ver qué personas están suscritas a determinado feed.
  • Ver el número de feeds al que está suscrita cada persona – ir viendo uno a uno este dato no es muy útil, pero el sistema podría sacar conclusiones con esta información: un 10% de los usuarios están suscritos a más de 150 feeds; un 25% están suscritos a entre 100 y 150 feeds; etc.

Dave comenta nuevas funcionalidades que piensa implementar: suscribirse a un archivo OPML. Idea muy interesante: igual que te puedes suscribir a un feed, te podrías suscribir a un conjunto de feeds. Esto podría ser realmente estresante para quien ya esté suscrito a muchos feeds, pero puede ser estupendo para introducir a nuevos usuarios en el mundo de la agregación: archivos OPMLs temáticos serían interesantes, por ejemplo, para que los empleados de una empresa accedan a weblogs con información que les interesa, pero que no saben que está ahí o que no tienen tiempo para buscarla.